lunes, 30 de septiembre de 2013

Heridas Abiertas

Por Baneste

Hace algunos días, la Sala de lo Constitucional aceptó una demanda ciudadana que busca la derogación de la Ley de Amnistía. Tan pronto como se conoció la noticia saltaron de sus asientos los voceros de la clase política que obstruye el desarrollo de nuestro país, vociferando los insostenibles argumentos de siempre, con el fin de mantener vigente esa nefasta ley que legitima la impunidad. Aseguran que la derogación de dicha normativa, reabriría heridas del pasado y que amenazaría la supuesta armonía que ha significado para la sociedad.

Aquí surgen dos preguntas: ¿Cuáles heridas se reabrirían?, y ¿Quién o quiénes desestabilizarían la “armonía” social?  Porque una cosa está muy clara: las heridas de las víctimas no se cierran mientras no se haga justicia y haya reparación. Los únicos que podrían intentar desestabilizar el sistema serían los asesinos que masacraron civiles, violaron mujeres, robaron y destruyeron propiedad de humildes campesinos, degollaron niños e incendiaron los campos.  Muchos de esos criminales hoy se visten de traje, traen una biblia bajo el brazo y se congregan en sectas evangélicas, pregonando un amor al prójimo que desconocen, porque se niegan a pedir perdón a sus víctimas, lo cual es un signo inequívoco de que no se han arrepentido, de que siguen siendo soberbios, y de que estarían dispuestos a repetir sus crímenes. Muchos de ellos forman parte del aparato político corrupto que gobierna nuestro país y están acostumbrados a la inmunidad y a la impunidad que se otorgan ellos mismos. En sus adentros se consideran muy astutos y brillantes, y se ríen de los demás porque saben que están por sobre la ley, y que basta un ladrido suyo para poner a temblar a los endebles.

¿Tendrían estos delincuentes en la actualidad la capacidad de orquestar un golpe de estado y destruir las incipientes instituciones democráticas que se van construyendo? ¿Contarían con el respaldo de los Estados Unidos? ¿Se quedaría nuestro pueblo aguerrido de brazos cruzados? Las fuerzas retrógradas todavía tienen cierto nivel de correlación en la confrontación a largo plazo, pero su proceso de derrota en El Salvador es irreversible y están a pocos pasos de iniciar su desbandada histórica. Una cosa es dar un golpe de estado en Honduras, y otra muy diferente podría ser en el momento actual orquestar un golpe de estado en El Salvador, ni que utilizaran a los descerebrados pandilleros como fuerza de choque.

La fundamentación toral de la demanda en contra de la Ley de Amnistía se establece en el planteamiento de que no se puede amnistiar a alguien que no ha sido encontrado culpable de haber cometido algún delito en una corte de justicia. Es decir que Sigfrido Ochoa Pérez, Mauricio Vargas, Joaquín Villalobos, Alfredo Cristiani y Jorge Meléndez, por mencionar sólo algunos, no tienen por qué temer. De todas maneras por la historia ya están juzgados como obstructores del desarrollo humanizador de la sociedad.  Los principales puntos de la demanda, de manera resumida, son los siguientes:

1.
La Ley de Amnistía viola toda garantía de que las personas accedan a la justicia y lograr que se deduzcan responsabilidades por los crímenes políticos.
2. Ha sido un obstáculo para que el Estado cumpla con su obligación de investigar, juzgar y sancionar a los responsables de graves violaciones a los derechos humanos.
3. No puede haber una ley que perdone responsabilidad penal y civil para personas a quienes no se ha encontrado culpables de la comisión de delitos, y por lo tanto, la de 1993 es una ley que excede lo que permite la Constitución, pues permite amnistiar a personas no encontradas culpables de nada.
4. Viola el artículo 144 de la Constitución, que establece que el Estado salvadoreño se atendrá a cumplir los tratados internacionales, que estarán por encima de las leyes secundarias, y en este punto, la Ley de Amnistía contraría la Convención Americana de Derechos Humanos.
5. Infringe el artículo 2 de la Constitución en relación con la garantía del derecho a la vida y a la protección de este derecho; los artículos 12 y 131 en relación con la presunción de inocencia y por lo tanto con la imposibilidad de convertir a una persona no encontrada culpable en sujeto amnistiable; y también los artículos 85 y 135, porque al emitir la Ley de Amnistía, no se respetó el proceso de formación de la ley.
6. La aprobación del decreto que dio vida a la Ley de Amnistía no cumplió con el proceso de estudio y análisis, ni respetó los requisitos de publicidad, ontradicción, libre debate y discusión.

Por otra parte, el hecho de que la Sala de lo Constitucional haya admitido la mencionada demanda no significa que será validada, puesto que en esa instancia es de todos conocidos existen miles de demandas engavetadas, sin que hayan sido alguna vez analizadas. No obstante, el estado salvadoreño no puede seguir ignorando las resoluciones de organismos internacionales de derechos humanos, ni el clamor de justicia del pueblo. Sus márgenes de maniobra se reducen, y aunque esto podría considerarse parte del show mediático electorero, sería refrescante para la nación que esto no se quedara sólo en eso, y que diéramos ese paso que nos hace falta para superar el subdesarrollo moral y sanar de una vez por todas nuestra heridas abiertas.


7 comentarios:

  1. BUENO UN PAIS MALDITO GOBERNADO POR MALDITOS

    ResponderEliminar
  2. Interesante escrito sobre el tema siempre de actualidad topico: la impunidad con los impunes, la ley de amnistia para blindrlos.
    Ya hay acciones concretas para continuar el boicot de aclarar los crimenes de lesa humanidad, el cierre o clausura de la oficina de tutela legal del arzobispado que valientemente hizo su trabajo de denuncia, recoleccion de evidencias de las violaciones de los derechos humanos, algo aceleradamente el jerarca catolico salvadoreño lo cerró. Veremos que se inventan para justificar ese cierre que es parte del voicot o el no progreso de la demanda de inconstitucionalidad de la ley de amnistia.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Siempre me sorprende tu gran agudeza mental. Yo vi la noticia esta mañana pero no visualizé sus dimensiones. Podrían destruir u ocultar evidencia.

      Eliminar
    2. Esos mas de 50 mil archivos son un tesoro para hacer prevalecer la memoria historica, la verdad y una gran herramienta parahacer justicia. Ahi está buena parte del trabajo hecho por Herbert Anaya, en documentar lo del mozote, esta el trabajo de Esteban-Jesuita. Estos dos personajes sacaron a luz ese crimen de lesa humanidad y, ahora el jerarca catolico obedeciendo directrices...? Lo clausura dejando sin representatividad a las victimas que han iniciado demandas ante organismos internacionales. Lo unico que podria salvar esos archivos es que lo declaren patrimonio nacional, pero los srs parlamentarios no deben estar interesados ya que muchos funcionarios son parte y juez..

      Eliminar
  3. francisco sermeño1 de octubre de 2013, 17:45

    saludos Yaser me alegro que estes bien cuídate mucho

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Un saludo igual para tí, mi hermano.

      Yasser.

      Eliminar