viernes, 22 de junio de 2012

ORIGENES HISTORICOS DEL EJERCITO GUERRILLERO (Continuacion)

(VI)





En 1972 se ejecutó el más escandaloso fraude electoral que registra la historia de El Salvador. Los partidos de la oposición democrática crearon la coalición Unión Nacional Opositora (UNO), en un esfuerzo concertado para derrotar a los grupos retrógradas representados en el oficialismo del PCN. Los candidatos de la oposición fueron José Napoleón Duarte y Guillermo Manuel Ungo; mientras que el General Fidel Sánchez Hernández impuso como candidato oficialista al Coronel Arturo Armando Molina.


El pueblo cansado de la dictadura militar oligárquica cifró sus esperanzas en la coalición opositora y el día de las elecciones se volcó a los puestos de votación de manera masiva. El triunfo de la UNO fue categórico, pero el Consejo Central de Elecciones, integrado por elementos del PCN, se encargó de ejecutar el fraude, y pocos días después, los diputados pecenistas nombraron presidente de la república al Coronel Molina, consumándose de ese modo una gran burla contra la voluntad soberana del pueblo.


Poco después de este suceso, el 25 de marzo se produjo el alzamiento de la juventud militar, la corriente progresista de la Fuerza Armada, en un intento por rescatar al ejército y volverlo al lugar que realmente debía ocupar: al lado de los intereses del pueblo. El intento golpista, dirigido por el Coronel Benjamín Mejía, fracasó dejando un saldo de más de 100 muertos y 200 heridos. Posteriormente, el 10 de julio de 1972, la Fuerza Armada allanó la Universidad Nacional de El Salvador (UES) usando tropas y helicópteros, causando daños materiales de consideración.


El Coronel Molina quiso apaciguar las utilizando un discurso demagógico e intentando el ensayo de un proyecto de reforma agraria al estilo de Taiwán, pero fracasó ante la férrea oposición de los terratenientes. Su proyecto industrial de zonas francas no pudo desarrollarse porque no existió suficiente confianza de los inversionistas extranjeros debido al creciente accionar del naciente ejército guerrillero. Con el lema de gobernar "con definición, decisión y firmeza", Molina escaló la represión masiva y selectiva en la ciudad y el campo, pese a lo cual la organización popular continuó creciendo destacándose en este periodo el surgimiento del combativo Frente de Acción Popular Unificada, FAPU.



La Fuerza Armada ejecutó durante el periodo gubernamental del Coronel Molina varias masacres que aún no han sido esclarecidas: el 1 de mayo de 1974, la FAES realizó la masacre de Chinamequita; el 29 de noviembre del mismo año, la misma FAES llevó a cabo la matanza de La Cayetana; en junio de 1975 fue la masacre en Tres Calles, y el 30 de julio fue masacrada una manifestación de estudiantes frente al hospital del Instituto Salvadoreño del Seguro Social, ISSS. El régimen del terror fue imponiéndose sobre el pueblo salvadoreño. Sin embargo, en vez de disminuir, la movilización popular continuó en aumento, y también hubo un incremento en la actividad de las organizaciones revolucionarias armadas, las cuales ejecutaban acciones en represalia contra el régimen y para reivindicar a los masacrados. En 1975 cayó en combate Felipe Peña Mendoza, uno de los fundadores de las FPL, y Rafael Arce Zablah (fundador del ERP) cayó en la toma de la villa El Carmen, La Unión.

1 comentario:

  1. La fecha de toma de la UES , segun registra mi memoria, fué 19 dias despues de haber tomado posecion el Coronel Molina como presidente o sea que la toma de la UES fué el 19 de Julio del 72 y quedó cerrada por mas de un año...Años de lucha estudiantil para recuperar poco a poco la autonomia. El rector lo ponia el estado mayor de la FAES,

    ResponderEliminar